Biocorp

Línea Servicio al Cliente:  (574) 448 44 18  – 310 360 68 13

Complejo desincrustante

Limpia, exfolia y elimina células muertas e impurezas, favoreciendo la extracción de comedones, poros saturados y puntos negros en tratamientos faciales.
Aplícalo por 5 minutos en rostro y cuello limpios antes de la limpieza profunda. Posteriormente procede con la extracción de comedones o puntos negros.
Nuestro complejo desincrustante es elaborado con extractos naturales de: papaya, laricyl, cola de caballo, uva, algodón, caléndula y manzanilla que limpian profundamente todo tipo de piel, humectándola, tonificándola y suavizándola.

Presentación: 30 y 100 ml

Extracto de papaya:

Es muy apreciado en cosmética por sus propiedades suavizantes, hidratantes, regenerativas y exfoliantes. Su importante contenido en vitaminas A y C, lo convierten en un potente antioxidante, ayudando al organismo a defenderse del efecto que tienen en el envejecimiento cutáneo, los radicales libres.
La papaya también actúa como un excelente exfoliante, ya que la enzima que contiene denominada papaína, elimina las células muertas características de una piel áspera, con lo que además de una piel más sana, se logra un tono más uniforme.

Laricyl:

Es un activo concentrado extraído de la pulpa del hongo basidiomicete que crece en el este de Europa. Posee propiedades especiales, tales como reducción del tamaño del poro, es astringente y humectante. Tiene efectos astringente, tensor y de hidratación duradera.
Uso: se incorpora en astringentes, en contornos de ojos y en cuidado y limpieza de piel grasosa.

Extracto Cola de Caballo:

El extracto de Cola de caballo favorece una enérgica e intensa acción de drenaje en los tejidos subyacentes a la superficie de la piel, además estimula la circulación y reduce edemas. Regenera, hidrata y suaviza todo tipo de piel.
Aplicar después del baño como humectante natural luego de la afeitada o depilación para calmar y refrescar su piel. Excelente para la circulación y muy efectivo para el cuidado de piel grasa.

Extracto de uva:

Naturalmente, se extrae de la semilla de la uva. Contiene gran cantidad de antioxidantes (OPC) que protegen el cuerpo de los radicales libres y promueven la circulación sanguínea. El extracto de uva aporta verdaderos beneficios para nuestro organismo, protegiéndolo de factores como la contaminación, el tabaco y el estrés. Se emplea en productos corporales, faciales y capilares, se le atribuyen propiedades hidratantes, emolientes y reconstituyentes; se recomienda su inclusión en productos astringentes y regenerativos de la piel. La uva realiza una acción neurotónica y combate las arrugas o líneas de expresión; además, tonifica y aclara la piel.

Extracto de algodón:

Rico en ácidos grasos no saturados. Alimenta, acondiciona y suaviza perfectamente la piel. Proporciona protección a la epidermis hipersensible. El extracto del algodón se utiliza en las preparaciones cosméticas debido a su riqueza en carbohidratos y proteínas. Estos principios activos son responsables de su acción acondicionadora y emoliente. Las características acondicionadoras del algodón son ideales para la incorporación a productos capilares; y sus propiedades emolientes y suavizantes son especialmente indicadas para la incorporación en formulaciones destinadas al cuidado de la piel.

Extracto de manzanilla:

Se emplea en cosmética por su acción tonificante, suavizante, emoliente y protectora; además, es excelente para calmar enrojecimientos. La manzanilla siempre ha sido reconocida por sus propiedades calmantes y cicatrizantes.

Extracto de caléndula:

Se usa sobre la piel irritada por sus poderes anti inflamatoria. Además tiene propiedades desinfectantes y suavizantes.
En cosmética es interesante porque activa el metabolismo del colágeno y las proteínas cutáneas, así como la granulación de los tejidos, lo cual es esencial para el tratamiento y reparación de la piel en caso de arrugas, piel estropeada por factores ambientales y marcas de acné La propiedad de la Caléndula para regenerar la piel es, en parte, debida a su alto contenido en Carotenoides (Provitamina A), que aumentan la circulación sanguínea en el sitio de la herida, arruga, imperfección o alteración cutánea en general.